SUSCRIBETE

LA DOSIS

CONTACTO

POLÍTICA

CHE, APROBARON
EL ABORTO

VIERNES 8 DE ENERO, 2021

Argentina se convirtió en el cuarto país de América Latina en legalizar el aborto. Casi a las cinco de la mañana del penúltimo día del año, el senado aprobó la medida (38 contra 29), haciendo historia en uno de los países más católicos de una región ya bastante conservadora. 
 

Esta misma ley había fallado en aprobarse durante el gobierno de Macri. El siguiente presidente, Alberto Fernandez, la había puesto como una promesa de su campaña por lo que volvió a votarse. ¿Qué decía el proyecto? Permitir el aborto por cualquier causal hasta las 14 semanas de gestación, dejando en manos de los doctores la opción de hacer o no el procedimiento. Anteriormente solo se podía abortar por dos causales: que la salud de la madre estuviera en peligro o que la mujer haya sido víctima de una violación. En Latinoamérica, se realizaron 5.4 millones de abortos entre el 2015 al 2018, resultando en 3,698 abortos por día. De estos, no todos tenían las medidas sanitarias mínimas requeridas, por lo que muchas mujeres pusieron en riesgo sus vidas. En Argentina las cifras muestran que más de 40,000 mujeres fueron hospitalizadas por tener este procedimiento clandestinamente y de estas aproximadamente 6,000 tenían entre 10 – 16 años. 
 

El resultado de la votación creó fuertes emociones en miles de personas (en su mayoría mujeres) que llenaron las calles que rodeaban el congreso divididas en el color de sus poleras: el verde a favor del aborto y el azul que estaba en contra de la medida. Las verdes lloraban emocionadas por lograr su meta y por lo histórico del hecho no solo en el país sino en toda la región. La mayoría de los países en América Latina no tienen legalizado el aborto y este hecho podría impulsar al resto del continente a imitar el ejemplo. Mientras, en el ejército azul las lágrimas caían por la frustración. El tema del aborto no tiene nada que ver con una posición religiosa si no que más bien con un tema ético. Si se pierde el respeto por el derecho de la vida ¿qué más queda para la sociedad? Ambos bandos tienen un punto, pero la realidad es que esta ley ya está establecida en Argentina. Tendremos que ver cuales son sus consecuencias.